En Baréin, el Papa llama a “no violar” los derechos humanos

El Papa Francisco pidió este jueves, en el primer día de su visita a Baréin, que “no se violen los derechos humanos básicos, sino que se promuevan”, en medio de las críticas de las ONG a la represión política y la discriminación contra los chiítas.

Esta visita de cuatro días, que comenzó en Awali (centro), es la primera de un soberano pontífice en el pequeño reino musulmán del Golfo y estará dedicada al diálogo interreligioso en el marco de un foro dedicado a este tema.

A su llegada, el Papa fue recibido por un grupo de bailarines vestidos con los tradicionales vestidos largos blancos del Golfo.

El respeto, la tolerancia y la libertad de culto, “reconocidos por la Constitución” de Baréin, deben “seguir practicándose para que no haya discriminación y no se violen los derechos humanos fundamentales, sino que se promuevan”, dijo el Papa Francisco en un discurso ante las autoridades. , la sociedad civil y el cuerpo diplomático en el Palacio Al-Sakhir.

Desde el levantamiento de 2011, tras la Primavera Árabe, Bahréin ha sido acusado regularmente por ONG e instituciones internacionales de brutal represión contra los disidentes políticos, especialmente los de la comunidad chiita, en un país gobernado por una dinastía sunita.

El martes, nueve ONG pidieron al Papa que “exija públicamente que Bahrein ponga fin a todas las ejecuciones, abolir la pena de muerte e investigar seriamente las denuncias de tortura y violaciones del derecho a un juicio justo”.

Por su parte, Baréin pretende jugar la carta de la tolerancia para suavizar su imagen internacional, asegurando que el país “no tolera la discriminación”.

Al final de su discurso, el Papa Francisco caminó por el patio del palacio con pétalos de flores arrojados en su dirección.

– “Condiciones de trabajo dignas” –

Estado insular de 1,4 millones de habitantes, Bahrein formalizó sus relaciones diplomáticas con la Santa Sede en 2000 y cuenta con unos 80.000 católicos según el Vaticano, en su mayoría extranjeros de origen principalmente asiático.

Esta visita, la 39ª al extranjero de Francisco y la segunda a la Península Arábiga desde su histórico viaje a los Emiratos Árabes Unidos en 2019, debe ante todo dar un lugar privilegiado al diálogo interreligioso, del que es un firme defensor.

El Papa hablará el viernes ante el “Consejo de Ancianos Musulmanes” en la Mezquita del Palacio Real y se reunirá con el Gran Imán de Al-Azhar, importante institución del islam sunita, donde firmó un documento fundacional en Abu Dabi. Hermandad de los hombres.

“La reunión de dos figuras musulmanas y cristianas es un honor para Bahrein”, dijo Sheikh Dr. Abdul Latif Al-Mahmoud, miembro del Consejo Supremo de Asuntos Islámicos del país, dijo a la AFP.

Tres semanas antes de la apertura de la Copa del Mundo en el vecino Qatar, señalando específicamente la difícil situación de sus trabajadores extranjeros, el Papa pidió una “garantía en todas partes de condiciones de trabajo seguras y dignas”. , denunciando el “trabajo deshumanizante”.

Unos días antes de la apertura de la COP27 en Egipto, Jorge Bergoglio también se refirió a la “dramática urgencia” del calentamiento global y pidió “opciones concretas y con visión de futuro hechas pensando en las generaciones más jóvenes”.

– “Muy mal” en la rodilla –

Por primera vez desde su elección en 2013, el soberano pontífice, de 85 años, que permanecía sentado, no pudo unirse a los periodistas en el avión que lo acompañaba, debido a un dolor en la rodilla.

“Me gustaría saludarlos uno por uno, pero el problema ahora es que siento mucho dolor”, dijo a los periodistas, que acudieron a saludarlo personalmente.

El Papa, que tuvo que usar una plataforma elevadora para abordar su avión, ahora usa una silla de ruedas. Admitió en septiembre que el dolor en la rodilla “no mejora”.

Por los caminos de Awali, se colocaron carteles con la imagen del jesuita argentino en la Catedral de Nuestra Señora de Arabia, la iglesia católica más grande de la península, que será inaugurada a fines de 2021.

“Después del Covid, es una alegría que esta familia (comunidad católica de Bahrein) regrese” a la iglesia, saluda el padre Xavier Marian D’Souza, párroco de la Iglesia del Sagrado Corazón donde irá el Papa. domingo

El sábado, el Papa oficiará una misa en un estadio donde se esperan unos 28.000 cristianos.

Desde su elección en 2013, el líder de los 1.300 millones de católicos ha visitado una docena de países de mayoría musulmana, incluidos Jordania, Turquía, Bosnia y Herzegovina, Egipto, Bangladesh, Marruecos e Irak.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *